‘Desescalada’ quiere decir hostión

En los estudios sobre la importancia política del lenguaje, la mayoría recurre a Klemperer y a su ‘La lengua del III Reich’. Sí, quien nombra las cosas, las posee. Por eso hay que tener cuidado con la neolengua que poco poco se va a insertando en el alma española como si fuera el acerico de un vudú. Pero…

…tengan cuidado. En el ¡Hola!, «modelo eslava» quiere decir «prostituta» y «saludable» es «gorda». ¿Qué es lo que nos quiere decir exactamente el Gobierno de Sánchez e Iglesias? He aquí un diccionario para desentrañar nuestro futuro, zaíno por utilizar terminología taurina.

«Nueva normalidad». En resumen: a partir de ahora la vida será una mierda. Se acabó salir a cenar, el roce social, el sexo casual y compartir platos de langostinos. ¿Acaso hay mayor signo de amor y confianza que pelar los percebes de la amada? Pues olvídense. Ah… ¿y esas noches en El Amante? Con el 70% menos de aforo y mascarilla. La «nueva normalidad» será un rollaco.

«Saldremos mejores». Quien le diga eso es que ya tiene su dinero en Suiza. En cualquier caso, aquel que diga que esto nos hará menos consumistas y que veremos linces en la Castellana se olvida de que a «consumista» le sobra una «s» para vaticinar el régimen que se nos viene. Merkel, corre y ven a rescatarnos.

«Desescalada» quiere decir caída, o mejor, hostión económico. ¿Se han molestado en buscar «desescalada» en el diccionario? Pues no existe. De ahí el lógico hostión. Como pueden imaginar, las fases de la desescalada no han contentado a nadie. Sobre todo, a los millones de españoles que viven de nuestro turismo. ¿Cuánto se desescalará el PIB? Mejor que Calviño –y eso que somos Calviñistas– comience a decir «descalabrará». Las señoras que puedan y tengan que se zurzan los brillantes a las mascarillas. Para lo del visón va a hacer calor.

«Expertos y científicos». Esos son los que, según el Gobierno, están guiando su actuación en la pandemia. ¿Pero quiénes son los expertos y científicos? ¿Los tertulianos que saben de todo? ¿El de la OMS que colocaron los chinos? ¿El lenguaraz Oriol Mitja? Pero en la desescalada, ¿quiénes serán los «científicos y expertos» de la llamada nueva normalidad que nos pretende imponer el Gobierno? Gente del partido, afines, chiringuiteros

«Apreciaremos lo que es más importante» quiere decir que esta gente nos va a hundir tanto en la miseria económica que más vale que cada ciudadano se acostumbre a valorar lo poco que le quedará. Lo esencial, vamos. Estar con la familia, tener una tarifa plana para internet, no querer asesinar a tus niños cuando te pregunten si erupción es con «b» o con «v».

«La tasa de desempleo». Metan el IVA de los ERTE y les saldrá la realidad. Lo que pasa es que Yoli Díaz (la potra de Empleo) quiere noquear la iniciativa privada.

«Desconfinar» debería significar «libertad, vuelta a la normalidad», pero desconfinar sería más bien «desconfiar». Y desconfíen de esta gente porque, aunque lo intenten, las ganas de vivir no nos las van a quitar.

«Nuestros héroes». Por favor, arreen un guantazo a quien se refiera así a los sanitarios, militares, cajeros de Mercadona, transportistas. En realidad, debería decirse «víctimas de la incompetencia e ineptitud». Que les den protección y test rápidos.

«Gobierno del bulo» podría traducirse en «Gobierno del Mulo». No hace falta más comentario.

«Todo va a salir bien». ¡Ja!

Emilia Landaluce – El Mundo – 3.05.2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *